Medalla milagrosa eso

  • Published on
    06-Jul-2015

  • View
    1.984

  • Download
    0

Embed Size (px)

Transcript

  • 1. APARICIONES DE LA VIRGEN MARIAAPARICIONES DE LA VIRGEN MARIA A SANTA CATALINA LABOUREA SANTA CATALINA LABOURE Y LA MEDALLA MILAGROSA.Y LA MEDALLA MILAGROSA.Pars, 1830.Pars, 1830.

2. Las aparicionesLas apariciones El 1830 es un ao clave: tiene lugar en Pars la primera aparicin moderna de la Virgen Santsima. Y como en su visita a Santa Isabel, siempre viene para traernos gracia, para acercarnos a Jess, el fruto bendito de su vientre. Tambin para recordarnos el camino de salvacin y advertirnos las consecuencias de optar por otros caminos. 3. Catalina naci el 2 de Mayo de 1806 en la aldea de Fain-les-Moutiers, situada en Borgoa, cerca de Montbard. Sus padres, Pedro Labour y Luisa Gontard, eran campesinos, una familia sencilla y equilibrada. Tenan ya ocho nios, cuando naci Catalina y ms tarde el hogar har sitio todava para Tonina y Augusto. SANTA CATALINA LABOURSANTA CATALINA LABOUR 4. La hermana mayor, Mara Luisa, era Hija de la Caridad. Catalina estuvo en contacto con las Hijas de la Caridad que atienden el Asilo de Moutiers-Saint-Jean, siente el deseo de entrar en la comunidad como su hermana, tena entonces 22 aos. La madre de Catalina muri a los 42 aos, cuando Catalina tena slo 9 aos y en ese momento ella se refugia en un amor inmenso a la Virgen a quien escoge por madre dicindole: "Tu sers ahora mi madre". 5. Habla a su padre de su vocacin, l se opone y para que cambie de idea la enva con su hermano Carlos, que tena un restaurante para obreros en Pars. Al final su padre cede y el 21 de abril de 1830, Catalina comenzar su Seminario (noviciado). Durante este tiempo tuvieron lugar las manifestaciones de la Santsima Virgen. Al tomar el hbito Catalina es enviada a la Casa de Enghien, donde pasar toda su vida al servicio de los ancianos. "Las apariciones fueron una luz para la vida de servicio de Sor Catalina". La Virgen le ha revelado el rostro de Dios. Ahora, ella aprende a Reconocerle en las personas que sufren. 6. "Porquetuvehambreyme disteis de comer..." "Tuvesedymedistisde beber..." "Estaba enfermo y me visitasteis ..." "Estaba en la crcel y vinisteis a verme..." "Lo que hiciereis al ms pequeodelosmosesa mi a quin lo hacis". (Mt 25, 37-41). 7. Visiones del Seor en la EucaristaVisiones del Seor en la Eucarista Durante los 9 meses de su noviciado en la Rue duDurante los 9 meses de su noviciado en la Rue du Bac,sorCatalinatuvolagraciaespecialdeBac,sorCatalinatuvolagraciaespecialdever todos losver todos los das al Seor en el Santsimo Sacramento.das al Seor en el Santsimo Sacramento. El domingo de la Santsima Trinidad, 6 de junio deEl domingo de la Santsima Trinidad, 6 de junio de 1830,elSeorsemostrduranteelevangeliodelamisa1830,elSeorsemostrduranteelevangeliodelamisa como un Rey, con una cruz en el pecho. De pronto, loscomo un Rey, con una cruz en el pecho. De pronto, los ornamentosrealesdeJesscayeronportierra,lomismoornamentosrealesdeJesscayeronportierra,lomismo que la cruz, como unos despojos desperdiciables.que la cruz, como unos despojos desperdiciables. "Inmediatamente - escribi sor Catalina - tuve las ideas"Inmediatamente - escribi sor Catalina - tuve las ideas ms negras y terribles: que el Rey de la tierra estabams negras y terribles: que el Rey de la tierra estaba perdidoyseradespojadodesusvestidurasreales.S,seperdidoyseradespojadodesusvestidurasreales.S,se acercabancosamalas".acercabancosamalas". 8. Catalina suea con ver a la VirgenCatalina suea con ver a la Virgen El domingo 18 de Julio 1930, vspera de la fiesta de San Vicente de Pal, la maestra de novicias les haba hablado sobre la devocin a los santos, y en particular a la Reina de todos ellos, Mara Santsima. Sus palabras, impregnadas de fe y de una ardiente piedad, avivaron en el corazn de Sor Labour el deseo de ver y de contemplar el rostro de la Santsima Virgen. Como era vspera de San Vicente, les haban distribuido a cada una un pedacito de lienzo de un roquete del santo. Catalina se lo trag y se durmi pensando que S. Vicente, junto con su ngel de la guarda, le obtendran esa misma noche la gracia de ver a la Virgen como era su deseo. 9. El ngel la despiertaEl ngel la despierta Todo era silencio en la sala donde dorma Sor Catalina y cerca de las 11:30 PM oy que por tres veces la llamaban por su nombre. Se despert y apartando un poco las cortinas de su cama mir del lado que vena la voz y vio entonces un nio vestido de blanco, que pareca tener como cuatro o cinco aos, y el cual le dijo: "Levntate pronto y ven a la capilla; la Santsima Virgen te espera". Sor Catalina vacila; teme ser notada de las otras novicias; pero el nio responde a su preocupacin interior y le dice: "No temas; son las 11;30 p.m.; todas duermen muy bien. Ven yo te aguardo". Ella no se detiene ya ni un momento; se viste con presteza y se pone a disposicin de su misterioso gua, "que permaneca en pie sin separarse de la columna de su lecho." 10. Vestida Sor Catalina, el nio comienza a andar, y ella lo sigue marchando a "su lado izquierdo". Por donde quiera que pasaban las luces se encendan. Al llegar a la puerta de la capilla la encuentra cerrada; pero el nio toca la puerta con su dedito y aquella se abri al instante. Dice Catalina: "Mi sorpresa fue ms completa cuando, al entrar a la capilla, vi encendidas todas las velas y los cirios, lo que me recordaba la Misa de media noche". (todava ella no ve a la Virgen) El nio la llev al presbiterio, junto al silln destinado al P. Director, donde sola predicar a las Hijas de la Caridad, y all se puso de rodillas, y el nio permaneci de pie todo el tiempo al lado derecho. 11. La espera le pareci muy larga, ya que con ansia deseaba ver a la Virgen. Por fin lleg la hora deseada, y el nio le dijo: "Ved aqu a la Virgen, vedla aqu" Sor Catalina oy como un rumor, como el roce de un traje de seda, que parta del lado de la tribuna, junto al cuadro de San Jos. Vio que una seora de extremada belleza, atravesaba majestuosamente el presbiterio, "fue a sentarse en un silln sobre las gradas del altar mayor, al lado del Evangelio". 12. Sor Catalina en el fondo de su corazn dudaba si verdaderamente estaba o no en presencia de la Reina de los Cielos, pero el nio le dijo: "Mira a la Virgen". Le era casi imposible describir lo que experimentaba en aquel instante, lo que pas dentro de ella. Entonces, mirando a la Virgen, me puse en un instante a su lado y me arrodill, con las manos apoyadas en las rodillas de la Santsima Virgen. "All pas los momentos ms dulces de mi vida; me sera imposible decir lo que sent". Le pregunt que significaban las cosa que yo haba visto, y ella me lo explic todo. 13. Instrucciones de la VirgenInstrucciones de la Virgen Fueron muchas las confidencias que Sor Catalina recibi de los labios de Mara Santsima, pero jams podremos conocerlas todas, porque respecto a algunas de ellas, le fue impuesto el ms absoluto secreto. La Virgen le dio algunos consejos para su particular provecho espiritual: La Virgen es Madre y Maestra 14. 1- Cmo deba1- Cmo deba comportarse con sucomportarse con su director (humildaddirector (humildad profunda y obediencia).profunda y obediencia). 3- Acudir a arrojarse al pie3- Acudir a arrojarse al pie del altar y desahogar sudel altar y desahogar su corazn, pues all recibiracorazn, pues all recibira todos los consuelos de quetodos los consuelos de que tuviese necesidad.tuviese necesidad. (corazn indiviso, no(corazn indiviso, no consuelos humanos)consuelos humanos) 2- La manera de2- La manera de comportarse en las penas,comportarse en las penas, (paciencia, mansedumbre,(paciencia, mansedumbre, gozo)gozo) La Virgen tambin leLa Virgen tambin le explic el significado deexplic el significado de todas las apariciones ytodas las apariciones y revelaciones que habarevelaciones que haba tenido de San. Vicente ytenido de San. Vicente y del Seor.del Seor. 15. Luego continu dicindole: Dios quiere confiarte una misin; te costara trabajo, pero lo vencers pensando que lo haces para la gloria de Dios. Tu conocers cun bueno es Dios. Hblale a tu director con confianza y sencillez; ten confianza no temas. Vers ciertas cosas; dselas. Recibirs inspiraciones en la oracin. Los tiempos son muy calamitosos. Han de llover desgracias sobre Francia. El trono ser derribado. El mundo entero se ver afligido por calamidades de todas clases (al decir esto la Virgen estaba muy triste). Venid a los pies de este altar, donde se prodigarn gracias a todos los que las pidan con fervor; a todos, grandes y pequeos, ricos y pobres. 16. Deseo derramar graciasDeseo derramar gracias sobre tu comunidad; lo deseosobre tu comunidad; lo deseo ardientemente. Me causa dolor elardientemente. Me causa dolor el que haya grandes abusos en laque haya grandes abusos en la observancia, el que no seobservancia, el que no se cumplan las reglas, Dselo alcumplan las reglas, Dselo al que est encargado de ti,que est encargado de ti, aunque no sea el superior.aunque no sea el superior. Pronto ser puesto al frente dePronto ser puesto al frente de la comunidad. El deber hacerla comunidad. El deber hacer cuanto pueda para restablecer elcuanto pueda para restablecer el vigor de la regla. Cuando estovigor de la regla. Cuando esto suceda otra comunidad se unirsuceda otra comunidad se unir a las de ustedes.a las de ustedes. Vendr un momento en queVendr un momento en que el peligro ser grande; se creerel peligro ser grande; se creer todo perdido; entonces yo estartodo perdido; entonces yo estar contigo, ten confianza.contigo, ten confianza. Reconocers mi visita y laReconocers mi visita y la proteccin de Dios y de Sanproteccin de Dios y de San Vicente sobre las dosVicente sobre las dos comunidades..comunidades.. 17. Mas no ser lo mismo en otras comunidades, en ellas habr vctimas (lgrimas en los ojos). El clero de Pars tendr muchas vctimas Morir el seor Arzobispo. Hija ma, ser despreciada la cruz, y el Corazn de mi Hijo ser otra vez traspasado; correr la sangra por las calles ( la Virgen no poda hablar del dolor, las palabras se anudaban e