Revista de Trabajo Social – FCH – UNCPBA ?· manifestaciones fenoménicas, ... contexto de la crisis…

  • View
    212

  • Download
    0

Embed Size (px)

Transcript

  • RReevviissttaa ddee TTrraabbaajjoo SSoocciiaall FFCCHH UUNNCCPPBBAA

    Tandil, Ao 6 - N 9, Julio de 2013 ISSN 1852-2459 4

    LA POLITICA SOCIAL EN EL CONTEXTO DE LA CRISIS CAPITALISTA1

    Dra. Elaine Rossetti Behring2

    INTRODUCCIN

    La poltica social es una materia fundamental en la formacin profesional de los asistentes sociales. Ms all de un componente curricular de las Directrices de la ABEPSS3 de 1996, todas las investigaciones y encuestas sobre insercin en el mercado de trabajo muestran a las polticas sociales y en especial a las polticas de seguridad social -su ncleo central- como las principales empleadoras de los asistentes sociales. Esa relacin en verdad es antigua y remite a las formas de enfrentamiento de la cuestin social - aqu comprendida como producto de la subsuncin del trabajo al capital y de las relaciones econmicas y polticas entre las clases sociales fundamentales. Sin embargo, no siempre el servicio social realiz reflexiones ms densas sobre el asunto. La entrada de esta materia en la currcula de los asistentes sociales data de los aos de 1970, lo que muestra una trayectoria reciente de ese debate entre nosotros (BEHRING; BOSCHETTI, 2006). A pesar de eso, hoy el servicio social brasilero ofrece formulaciones de punta sobre ese proceso social e histrico -la poltica social- estableciendo una interlocucin amplia con otras reas del conocimiento, y auto adjudicndose gran parte de la responsabilidad de la formulacin terica-metodolgica y poltica en ese campo. Ese salto ciertamente tiene relacin con la introduccin del pensamiento crtico y de la tradicin marxista en el debate profesional a partir de final de los aos 1970, lo que enriqueci y engros con muchas determinaciones la reflexin y el conocimiento acerca de esa mediacin tan importante, la poltica social. El presente texto constituye una especie de sntesis de la contribucin que venimos dando al debate, teniendo en vista los requisitos del curso CFESS/ABEPSS. Este texto se inicia as con algunas observaciones metodolgicas y una presentacin breve de los abordajes del tema. Para, a continuacin, a partir del punto de vista que adoptamos - el de la totalidad, o sea, la poltica social como una mediacin entre economa y poltica, como resultado de contradicciones estructurales engendradas por la lucha de clases y delimitadas por los procesos de valorizacin del capital- analizar la condicin general de la poltica social en el contexto del capitalismo en curso. Haremos eventuales referencias a la situacin brasilera, pero optamos por un texto que apunte a las tendencias generales, considerando que los dems textos del curso harn nfasis en la particularidad nacional.

    1 Artculo publicado originalmente en Servicio Social: Derechos Sociales y Competencias Profesionales. Traduccin al espaol a cargo de Roco Libana, estudiante de Lic. En Trabajo Social de la FCH-UNICEN. La versin final fue revisada por la propia autora. 2 Professora de la Facultad de Servio Social UERJ/CNPq 3 ABEPSS: Associao Brasileira de Ensino e Pesquisa em Servio Social (N.T.)

  • RReevviissttaa ddee TTrraabbaajjoo SSoocciiaall FFCCHH UUNNCCPPBBAA

    Tandil, Ao 6 - N 9, Julio de 2013 ISSN 1852-2459 5

    1. Nota metodolgica para pensar la poltica social4

    Las concepciones de la poltica social suponen siempre una perspectiva terico-metodolgica, lo que por su parte tiene relaciones con perspectivas y visiones sociales del mundo (LWY, 1987). Todo anlisis de procesos y relaciones sociales, en verdad, est impregnado de poltica y disputa de proyectos societarios, a pesar de algunas perspectivas analticas que defendieron de variadas formas el mito de la neutralidad cientfica (DURKHEIM, 1987) o su versin ms sofisticada, la neutralidad axiolgica, segn Weber. La poltica social como proceso es reveladora de la interaccin de un conjunto muy rico de determinaciones econmicas, polticas y culturales, y su debate encierra fuertes tensiones entre diferentes visiones sociales de mundo. Al mismo tiempo que tales determinaciones pueden ser reveladas, en el mismo paso pueden ser encubiertas por el velo ideolgico del mundo de la pseudoconcrecin, aquel que, segn Kosik (1986), precisa ser destruido para que podamos ir ms all de sus manifestaciones fenomnicas, inmediatas y aparentes, para luego reconstruirlo en el nivel del pensamiento con toda su riqueza. De modo que, muchas veces, el debate sobre la poltica social se torna fuertemente descriptivo - a partir de una fuerte influencia funcionalista, con su perspectiva de tomar a los hechos sociales como cosas (DURKHEIM, 1987)- , con un volumen excesivo de datos tcnicos, los cuales evidentemente no hablan por s mismos: requieren el anlisis exhaustivo de sus causas e interrelaciones, y de las razones econmico-polticas subyacentes a los datos. Ese es un procedimiento que a menudo despolitiza la cuestin, transfirindola hacia una dimensin instrumental y tcnica, y vacindola de las tensiones polticas y societarias que marcan la formulacin y la cobertura de las polticas sociales. Sin Embargo, en el contexto de la crisis contempornea y del neoliberalismo, que afecta tambin las formas de pensar, la influencia del funcionalismo tal vez est realmente en un momento de revival. Ejemplo de eso es el rescate de la idea durkheimiana de anomia para la explicacin de las transformaciones contemporneas, que seran una especie de condicin mrbida y patolgica general de la sociedad, marcada por la desagregacin y por el desequilibrio social, manifiesto por la incapacidad de la sociedad de ejercer su accin sobre los individuos, llevando a disfunciones y conflictos. En el estado de anomia, hay una especia de cortocircuito en el contrato entre los rganos que componen el organismo social, as como una relajacin de las normas sociales. Se trata, en la actualidad, de un rescate de esa perspectiva analtica para describir la desorganizacin del capitalismo contemporneo, la nueva cuestin social y tambin los nuevos formatos y coberturas de la poltica social contra la crisis del modelo anterior de regulacin y de conciencia colectiva, en el contexto de colapso de las instituciones que armonizaban la sociedad, en especial la de relacin salarial, en que la poltica social tiene una presencia central (CASTEL, 1998).

    Desde otro ngulo, se encuentran perspectivas prescriptivas: se discute, la poltica social no como es ella, pero s como ella debe ser, sobreponiendo el proyecto del investigador al anlisis de la realidad. Con esto se invisibiliza el conocimiento ms 4 Aqu se encuentra una sntesis de los argumentos centrales del Capitulo 1 del libro Poltica Social-Fundamentos e Historia (BEHRING Y BOSCHETTI, 2006). En el libro, este debate metodolgico se encuentra evidentemente mucho ms desarrollado.

  • RReevviissttaa ddee TTrraabbaajjoo SSoocciiaall FFCCHH UUNNCCPPBBAA

    Tandil, Ao 6 - N 9, Julio de 2013 ISSN 1852-2459 6

    profundo de la poltica social, as como la formulacin de estrategias consistentes por parte de los sujetos polticos desarrollados. El sobredimensionamiento analtico unilateral de las determinaciones econmicas o polticas, o incluso la separacin/aislamiento de esas esferas (BEHRING, 2002) tambin ha sido recurrente en las discusiones sobre el tema, as como la formulacin de clasificaciones, modelos y tipos ideales de fuerte inspiracin weberiana, proponindose innumerables tipologas de polticas sociales a partir del anlisis de experiencias histricas comparadas (DRAIBE; AURELIANO, 1989; ESPING-ANDERSEN, 1991).

    En este texto, por lo tanto, la poltica social es abordada a partir de la perspectiva crtico-dialctica. Esta tiene la potencialidad de evitar abordajes unilaterales, monocausales, idealistas, funcionalistas y a-histricos. Se trata de analizar las polticas sociales como proceso y resultado de relaciones complejas y contradictorias que se establecen entre Estado y sociedad civil, en el mbito de los conflictos y lucha de clases que envuelven el proceso de produccin y reproduccin del capitalismo, en sus grandes ciclos de expansin y estancamiento, o sea, se problematiza el surgimiento y el desarrollo de las polticas sociales en el contexto de la acumulacin capitalista y de la lucha de clases, con la perspectiva de demostrar sus lmites y posibilidades. La condicin histrica y social de la poltica social debe ser extrada del movimiento de la sociedad burguesa, en general y tambin en las manifestaciones particulares en los Estados nacionales.

    2. La Poltica Social en el Capitalismo: un breve anlisis de su trayectoria5

    Sobre la base en la perspectiva metodolgica anteriormente explicitada, la intencin es caracterizar las tendencias de la poltica social en el contexto del liberalismo (que sigue hasta la gran crisis de 1929/1932); del keynesianismo-fordismo, que predomina despus de la Segunda Guerra Mundial hasta el inicio de los aos de 1970; y del neoliberalismo, que se extiende a partir del giro que se da por una onda larga de estancamiento a partir de a crisis de 1973/1974 y, ms contundentemente, con el ascenso de gobiernos conservadores al poder a fines de los aos 70 e inicio de los aos 80 del Siglo XX. Siendo que en este ltimo perodo, en el cual nos encontramos, ser tratado en un tem aparte, teniendo en vista ofrecer elementos para su interpretacin.

    La lgica liberal se funda en la demanda del inters propio por el individuo, por lo tanto, su deseo supuestamente natural de mejorar las condiciones de existencia, tiende a maximizar el bienestar colectivo. Los individuos, en esa perspectiva, son conducidos por una mano invisible -el mercado- a promover un fin que no hacia parte de su intencin inicial. La locura de las leyes humanas no puede interferir en las leyes naturales de la economa, donde el Estado debe slo proporcionar la base legal para que el mercado libr