Sentencia 488 corte constitucional

  • Published on
    19-Jul-2015

  • View
    147

  • Download
    2

Embed Size (px)

Transcript

<ul><li><p>Sentencia T-488/14 </p><p>Referencia: Expediente T-4.267.451 </p><p>Accin de tutela interpuesta por Gerardo </p><p>Escobar Nio contra la Oficina de </p><p>Registro de Instrumentos Pblicos de Paz </p><p>de Ariporo (Casanare) y otros. </p><p>Magistrado Ponente: </p><p>JORGE IVN PALACIO PALACIO. </p><p>Bogot, D.C., nueve (9) de julio de dos mil catorce (2014). </p><p>La Sala Quinta de Revisin de la Corte Constitucional, integrada por los </p><p>Magistrados Jorge Ivn Palacio Palacio, Gloria Stella Ortiz Delgado y Jorge </p><p>Ignacio Pretelt Chaljub, en ejercicio de sus competencias constitucionales y </p><p>legales, profiere la siguiente: </p><p>SENTENCIA </p><p>Dentro del proceso de revisin del fallo de tutela emitido, en nica instancia, </p><p>por el Juzgado Promiscuo de Familia de Paz de Ariporo (Casanare), en el </p><p>expediente de tutela T-4.267.451. </p><p>I. ANTECEDENTES. </p><p>Gerardo Escobar Nio interpuso accin de tutela contra la Oficina de Registro </p><p>de Instrumentos Pblicos de Paz de Ariporo (Casanare), al considerar </p><p>vulnerados sus derechos al acceso a la administracin de justicia, la seguridad </p><p>jurdica y la confianza legtima, ante la negativa de la entidad demandada de </p><p>inscribir la sentencia judicial que declar a su favor la prescripcin </p><p>adquisitiva sobre un bien inmueble. Fundamenta su solicitud en los </p><p>siguientes: </p><p>1. Hechos. </p><p>1.1. El seor Escobar Nio, mediante apoderado judicial, relata que present </p><p>demanda extraordinaria de pertenencia sobre el predio rural denominado El Lindanal, ubicado en la vereda Jageyes del municipio de San Luis de Palenque, departamento de Casanare, con un rea de trece hectreas, ms seis </p><p>mil seiscientos dieciocho punto cuarenta metros cuadrados (13 Hctas + </p><p>6618,40 m2)1. </p><p> 1 Con cdula catastral No. 000000030064000. Alinderado por el norte con carretera va al Jagey, oriente con </p><p>Julio Monroy, sur con Julio Monroy, occidente con Liborio Cachay. </p></li><li><p> 2 </p><p>1.2. Asegura que la demanda fue admitida en forma legal, se hicieron los </p><p>correspondientes emplazamientos de radio y prensa, as como una inspeccin </p><p>ocular al predio. El trmite culmin con sentencia judicial proferida por el </p><p>Juzgado Promiscuo del Circuito de Orocu (Casanare) el 20 de noviembre de </p><p>2012. La parte resolutiva declar que el actor haba adquirido el derecho real </p><p>de dominio sobre el predio El Lindanal a travs del modo de prescripcin adquisitiva extraordinaria o usucapin. En consecuencia, orden la inscripcin de la presente sentencia en el folio de matrcula inmobiliaria que </p><p>deber ser abierto para tal efecto con la alinderacin y denominacin que del </p><p>predio se ha consignado2. </p><p>1.3. No obstante lo anterior, la Oficina de Registro de Instrumentos Pblicos de </p><p>Paz de Ariporo, en Nota Devolutiva calendada el 24 de septiembre de 2013, </p><p>manifest que la sentencia no poda ser inscrita de acuerdo con lo dispuesto por </p><p>el Nuevo Estatuto Registral (Ley 1579 de 2012). Fundament su posicin en </p><p>que: </p><p> [L]a propiedad de los terrenos baldos adjudicables solo puede adquirirse mediante ttulo traslaticio de dominio otorgado por el Estado a travs del </p><p>Instituto Colombiano de la Reforma Agraria o por las entidades pblicas en </p><p>las que delegue esta facultad. </p><p>Los ocupantes de tierras baldas, por ese solo hecho, no tienen la calidad de </p><p>poseedores conforme al Cdigo Civil y frente a la adjudicacin por el Estado </p><p>solo existe una mera expectativa3. </p><p>1.4. El seor Escobar Nio considera que esta decisin es vulneradora de sus </p><p>derechos constitucionales al debido proceso, el libre acceso a la administracin </p><p>de justicia, la seguridad jurdica y a la confianza legtima. Es por esto que </p><p>interpone accin de tutela para que el juez constitucional disponga el </p><p>cumplimiento inmediato de la sentencia proferida por el Juzgado Promiscuo de </p><p>Orocu. Esgrime que la providencia en cuestin declar en forma legal su </p><p>dominio por prescripcin extraordinaria y en ninguna parte del proceso mencionado, se present oposicin al trmite, que sustentara prohibicin o </p><p>restriccin alguna, que justificara que el predio objeto de pertenencia no se </p><p>pudiera declarar de esa forma4. </p><p>Aduce que la visin del Registrador seccional desconoci el significado </p><p>teleolgico de los bienes baldos en el ordenamiento colombiano5 y que si bien </p><p> 2 Cuaderno de tutela, folio 17. 3 Cuaderno de tutela, folio 18. 4 Cuaderno de tutela, folio 4. 5 No es cierto que la calidad de las personas que viven en los predios rurales, se les considere como ocupantes de predios del Estado, en virtud de lo sealado por el artculo 65 de la Ley 160 de 1994, muestra </p><p>de ello es que la mayora de los predios rurales que existen en nuestro pas estn en posesin de miles de </p><p>campesinos que pagan sus impuestos sobre sus tierras, sin importar que ellos tengan ttulos de propiedad o </p><p>no, la palabra baldo est errneamente interpretada en su significado teleolgico, en virtud de que la </p><p>definicin que trae consagrado el Cdigo Civil Colombiano en su artculo 671 seala son bienes de la Unin todas las tierras que estando situadas dentro de los lmites territoriales, carecen de otro dueo, al respecto esta definicin no encuadra sobre el bien que nos ocupa, porque as un predio rural no tenga ttulo </p><p>de propiedad, en el proceso judicial se demostr plenamente que existe posesin en cabeza del accionante </p></li><li><p> 3 </p><p>el Incoder es la entidad del Estado facultada para titular los predios rurales y </p><p>baldos con el cumplimiento de los requisitos contemplados en la Ley 160 de </p><p>1994, esta norma jams est prohibiendo expresamente que la jurisdiccin ordinaria conozca de trmites de pertenencia que se adelantan ante los Jueces </p><p>de la Repblica, en virtud y en aplicacin del artculo 1 de la Ley 200 de </p><p>19366. </p><p>Junto con su escrito de tutela, anex copia simple de la sentencia de fecha 20 </p><p>de noviembre de 2012, que resolvi el proceso extraordinario de pertenencia, y </p><p>copia simple de la nota devolutiva del 24 de septiembre de 2013, proferida por </p><p>la Oficina de Registro de Instrumentos Pblicos de Paz de Ariporo. </p><p>2. Trmite procesal. </p><p>Mediante auto del 5 de noviembre de 20137, el Juzgado Promiscuo de Familia </p><p>de Paz de Ariporo admiti la tutela, notific a la parte accionada y vincul a </p><p>la oficina seccional del Incoder y al Procurador Agrario de Casanare para que </p><p>se pronunciaran, dentro de los tres das siguientes, sobre los hechos y las </p><p>pretensiones alegadas. </p><p>3. Contestacin de las entidades vinculadas. </p><p>3.1. El Registrador Seccional de Instrumentos Pblicos de Paz de Ariporo </p><p>solicit negar el amparo. Destac que la tutela no resulta procedente, en tanto </p><p>el accionante no interpuso recursos de reposicin ni de apelacin contra el acto </p><p>administrativo atacado, ni mucho menos acudi a la jurisdiccin de lo </p><p>contencioso administrativo. </p><p>En cuanto al fondo del asunto, puso de presente que el nuevo Estatuto </p><p>Registral consagra expresamente el principio de legalidad, segn el cual solo </p><p>son registrables los ttulos y documentos que renan los requisitos exigidos </p><p>por las leyes para su inscripcin. Al respecto explic que: </p><p> la negativa de registro de la providencia judicial, no depende del libre albedro del funcionario de registro, sino que la decisin de negativa de este, </p><p>est sustentada en normas jurdicas, es decir que estos deben reunir los </p><p>requisitos exigidos en las leyes para su registro, lo que a contrario sensu, </p><p>constituir acto arbitrario e ilegal con extralimitacin de funciones y por lo </p><p>mismo contraria a la Ley8. </p><p>Asimismo, reiter que la entidad encargada de administrar y adjudicar los </p><p>baldos nacionales es el Incoder y es ella la que verifica qu bienes ostentan </p><p>dicha calidad, hace la visita de inspeccin a inmuebles y notifica a las </p><p>personas que puedan tener algn derecho sobre el inmueble. En este sentido, </p><p> seor Gerardo Escobar Nio, quien ejerci su derecho de accin ante los jueces de la Repblica. Cuaderno de tutela, folio 4. 6 Cuaderno de tutela, folio 4. 7 Cuaderno de tutela, folios 20-21. 8 Cuaderno de tutela, folio 27. </p></li><li><p> 4 </p><p>descart la aplicacin de la Ley 200 de 1936 que, por ser contraria a la Ley </p><p>160 de 1994, debe entenderse derogada implcitamente. </p><p>Junto con su escrito de contestacin, el registrador alleg tres conceptos </p><p>legales emitidos por entidades oficiales sobre el asunto, a partir de los cuales </p><p>sustent la decisin de no inscripcin: </p><p> i. Superintendencia de Notariado y Registro. Consulta 3463 ante la Oficina </p><p>Asesora Jurdica. 19 diciembre 20119. </p><p>ii. Superintendencia de Notariado y Registro. Concepto SNR-2012-EE-</p><p>17372. Superintendente Delegado para la Proteccin, Restitucin y </p><p>Formalizacin de Tierras. Julio de 201210. </p><p>iii. Incoder. Radicado 20121104030. Directora Tcnica de Baldos. 1 de </p><p>marzo de 201211. </p><p>3.2. La Procuradora 23 Judicial Ambiental y Agraria asever que el </p><p>demandante tiene razn en sus pretensiones, pero no porque de manera caprichosa el seor registrador est omitiendo sus deberes o extralimitndose </p><p>en sus funciones, sino simplemente en razn a la legalidad, obligatoriedad y </p><p>certeza y seguridad jurdica que debe observarse por las decisiones </p><p>judiciales12. Sostuvo que a ningn funcionario del Estado ni a un particular le es dado omitir su cumplimiento, como quiera que darse pie a controversias </p><p>acerca de la legalidad o no de una decisin judicial, provocara inestabilidad. </p><p>Advirti que si el Registrador tena una objecin legal respecto al contenido de </p><p>la providencia, el camino apropiado para ventilarla era mediante una accin </p><p>ante la jurisdiccin contencioso administrativa. </p><p> 9 As las cosas frente a los interrogantes planteados en el escrito de consulta, los cuales absuelvo en forma global, me permito manifestarle que la adjudicacin de un bien baldo por declaracin judicial de </p><p>pertenencia rie con lo dispuesto en la Constitucin Poltica y la Ley, resultado as improcedente el registro </p><p>de la providencia judicial Cuaderno de tutela, folio 33. 10 En sntesis, teniendo en cuenta los fundamentos legales, jurisprudenciales y doctrinarios antes expuestos, con relacin a los cuestionamientos formulados, podemos decir que: </p><p>1. No son competentes los jueces para decretar la pertenencia de terrenos baldos rurales que no han salido </p><p>del dominio del Estado, porque la nica forma de adquirir su dominio, es por medio del ttulo originario </p><p>expedido por el Estado, es decir, segn la Ley 160/94, mediante resolucin de adjudicacin hecha por </p><p>INCODER. </p><p>2. No es viable registro de sentencias judiciales que declaren la pertenencia de bienes inmuebles rurales que </p><p>no han salido del dominio del Estado (baldos) y por tanto no tienen folio de matrcula inmobiliaria. Y ello </p><p>porque en la labor de calificacin, el Registrador debe hacer un examen del documento, acerca de la validez </p><p>y eficacia, de los ttulos presentados, observando que los mismos cumplan con los requisitos tanto de forma </p><p>como de fondo, esta labor de calificacin, se apoya en el principio de legalidad, en virtud del cual los </p><p>Registradores deben analizar los documentos radicados, y establecer si son admisibles para registro, o </p><p>rechazarles para que se subsanen sus defectos, artculos 23 a 25 del Decreto 1250/70 Cuaderno de tutela, folio 38. 11 Ahora bien, revisada detenidamente la comunicacin por usted enviada, este Despacho comparte plenamente lo all indicado, en el sentido de que ya la Corte Constitucional mediante sentencia C-595 de </p><p>1995 dej sentado que los bienes baldos son imprescriptibles, es decir, que no se pueden adquirir por la va </p><p>de la pertenencia. Causa extraeza como un Juez de la Repblica, se aparta de la aplicacin de una </p><p>sentencia de constitucionalidad, olvidando que los efectos de stas tienen los mismos efectos que producen </p><p>las leyes y porque adems se podra estar infringiendo el ordenamiento jurdico. As entonces, en nuestro </p><p>entender, debe mantenerse la decisin expuesta en la citada Nota Devolutiva. Cuaderno de tutela, folio 39. 12 Cuaderno de tutela, folio 61. </p></li><li><p> 5 </p><p>II. DECISIN JUDICIAL OBJETO DE REVISIN. </p><p>En fallo de nica instancia de tutela, calendado el 19 de noviembre de 2013, el </p><p>Juzgado Promiscuo de Familia de Paz de Ariporo concedi el amparo de los </p><p>derechos fundamentales. El despacho declar que si bien respetaba los </p><p>argumentos esgrimidos por el Registrador de Instrumentos Pblicos, se estaba </p><p>ante la presencia de un asunto que tiene que ver directamente con el principio constitucional consagrado en el art. 13, como es el derecho de igualdad, que </p><p>consiste en dar el mismo tratamiento jurdico a casos similares13. </p><p>Al respecto expuso que el Estatuto Registral (Ley 1579 de 2012, art. 56) </p><p>ordena la matrcula de los bienes adjudicados en proceso de prescripcin </p><p>adquisitiva del dominio. Por ello concluy: </p><p> Es as que la obligacin de la Oficina de Registro de Instrumentos Pblicos es cumplir la ley procediendo a abrir los folios de matrcula que corresponda, bien sea </p><p>por orden del Incoder cuando profiere Resoluciones de Adjudicacin o por </p><p>sentencias judiciales cuando declara pertenencias como es el caso que nos ocupa. </p><p> De manera que se violan derechos fundamentales, no slo el que se alega por el </p><p>demandante, sino como el que qued muy claramente explicado, cual es el derecho </p><p>de igualdad en la aplicacin de la ley que se traduce en el principio de seguridad </p><p>jurdica14. </p><p>En consecuencia, orden al Registrador de Instrumentos Pblicos Seccional </p><p>Paz de Ariporo proceder dentro del improrrogable trmino de cuarenta y ocho (48) horas siguientes a la notificacin del presente fallo a INSCRIBIR la </p><p>sentencia proferida por el Juzgado Promiscuo del Circuito de Orocu de fecha </p><p>20 de noviembre de 2012 y abrir el correspondiente Folio de Matrcula </p><p>Inmobiliaria15. </p><p>III. ACTUACIONES ADELANTADAS EN SEDE DE REVISIN. </p><p>1. Mediante auto del 23 de mayo de 201416, el Magistrado Sustanciador vincul a este trmite de tutela al Juzgado Promiscuo del Circuito de Orocu, </p><p>al Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, al Incoder (nivel Central), al </p><p>Superintendente de Notariado y Registro, a la Procuradura General de la </p><p>Nacin y a la Contralora General de la Repblica, en tanto que: (i) son las </p><p>autoridades que eventualmente ostentaran una obligacin primaria respecto </p><p>de la satisfaccin de los derechos fundamentales que se encuentran en </p><p>discusin; (ii) la decisin que se tome podra involucrarlos directamente, y </p><p>(iii) atendiendo a que el caso reviste inters pblico por tratarse de supuestos </p><p>bienes baldos de la Nacin. </p><p> 13 Cuaderno de tutela, folio 48. 14 Cuaderno de tutela, folio 50. 15 Cuaderno de tutela, folio 50. 16 Cuaderno de revisin, folios 12-15. </p></li><li><p> 6 </p><p>Adems de vincular a las entidades mencionadas y correrles traslado de la </p><p>accin de tutela y sus anexos para que se pronunciaran, se solicit al </p><p>Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural as como al Incoder, responder: </p><p>(i) cul es la naturaleza jurdica del bien objeto de discusin y si se puede </p><p>considerar un terreno baldo? y (ii) cules son las polticas pblicas vigentes </p><p>en relacin con la asignacin de bienes b...</p></li></ul>